10% de descuento con transferencia bancaria
¿Cuánto verano puede entrar en una carta? ¿Todo eso que vivimos y sentimos puede viajar hasta los demás? ¿Cómo se pueden contar y guardar en un sobre esas experiencias? El protagonista de esta bella historia -a quien conocimos en El Membrillo-, escribe una carta a su abuela, a la sombra del membrillo que ya no es una semilla, sino un árbol que da cobijo. Y desde ese cobijo enumera, antes de que llegue el otoño, todas las sensaciones que este verano le regaló: el sabor de las gotas de rocío en el pasto; de aquella nube rechonchita y sola; el perfume de las flores; el sonido del mar; una estrella fugaz que surca el cielo; una constelación de luciérnagas… Recuperando la tradición de escribir cartas, ese arte que aún conserva su magia, la autora Clau Degliuomini compone una historia tierna, juguetona y sensible. Un poema al verano, a la memoria, a la importancia de contar, de escribir y compartir. Editorial: Periplo

La carta

$15.800,00
La carta $15.800,00
Compra protegida
Tus datos cuidados durante toda la compra.
Cambios y devoluciones
Si no te gusta, podés cambiarlo por otro o devolverlo.
¿Cuánto verano puede entrar en una carta? ¿Todo eso que vivimos y sentimos puede viajar hasta los demás? ¿Cómo se pueden contar y guardar en un sobre esas experiencias? El protagonista de esta bella historia -a quien conocimos en El Membrillo-, escribe una carta a su abuela, a la sombra del membrillo que ya no es una semilla, sino un árbol que da cobijo. Y desde ese cobijo enumera, antes de que llegue el otoño, todas las sensaciones que este verano le regaló: el sabor de las gotas de rocío en el pasto; de aquella nube rechonchita y sola; el perfume de las flores; el sonido del mar; una estrella fugaz que surca el cielo; una constelación de luciérnagas… Recuperando la tradición de escribir cartas, ese arte que aún conserva su magia, la autora Clau Degliuomini compone una historia tierna, juguetona y sensible. Un poema al verano, a la memoria, a la importancia de contar, de escribir y compartir. Editorial: Periplo